Fue minutos después de robar un teléfono celular. Se lo notificó de la causa y al poco tiempo recuperó la libertad.

La Policía trabajó en el lugar del hecho.

 

Gracias al llamado del centro de monitoreo que alertó sobre la presencia de un joven en «actitud sospechosa» en la zona de 17 y 8, la Policía pudo arrestar a un joven de 17 años quien llevaba entre sus prendas un teléfono celular marca Motorola de la empresa Nextel. Según consta en el parte policial, el teléfono había sido sustraído  de una camioneta Ford F100 estacionado en la vía pública. Por ese motivo, el ladrón fue notificado de la causa y a las pocas horas recuperó la libertad.

Deja un comentario