Oficializan la resolución que pone foco en las aplicaciones de agroquímicos en zonas cercanas a áreas pobladas

Un grupo de trabajo de varios organismos deberá realizar recomendaciones para las buenas prácticas en materia de aplicaciones

El Gobierno publicó en el Boletín Oficial la resolución conjunta entre los Ministerios de Agroindustria y Ambiente y Desarrollo Sustentable donde establecen que la aplicación de agroquímicos debe realizarse en base a buenas prácticas agrícolas y con sistemas de control y monitoreo.

«Las actividades de aplicación de productos fitosanitarios para la agricultura en la actividad agrícola en general, y en especial en zonas de amortiguamiento o buffer, deben realizarse conforme a buenas prácticas agrícolas y sujetas a sistemas de control y monitoreo adecuados», señala la resolución en su primer artículo.

Ambos Ministerios destacan en los considerandos «que la implementación de buenas prácticas en la aplicación de fitosanitarios es de interés común a toda la Nación, razón que amerita una mejor definición de los principios políticos rectores para una mejor coordinación en todo el territorio de las políticas en la materia».

Recuerdan que 22 provincias ya han dictado leyes y normativas específicas para la gestión de los productos fitosanitarios y precisan que, salvo lo dispuesto por leyes especiales, la competencia por las aplicaciones compete a ellas.

En este sentido, no da recomendaciones sobre distancias de aplicaciones y tampoco habla de prohibiciones. Pero crea el Grupo de Trabajo Interministerial sobre Buenas Prácticas en materia de Aplicaciones de Fitosanitarios, integrado por Ambiente, Agroindustria, el INTA y el Senasa. También se invitará a Ministerio de Salud, a la cartera de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, al Consejo Federal Agropecuario (CFA) y al Consejo Federal del Medio Ambiente (Cofema).

En 90 días, ese grupo deberá:

  • Elaborar los principios que deben regir las políticas públicas nacionales de sus respectivas competencias, sobre las aplicaciones de fitosanitarios en la agricultura y la alimentación, con especial atención sobre las aplicaciones en zonas de amortiguamiento o «buffer» adyacentes a áreas que requieren especial protección.
  • Formular recomendaciones respecto de cómo mejorar la adopción de las buenas prácticas de aplicación de fitosanitarios.
  • Formular recomendaciones sobre cómo fortalecer los sistemas de control y monitoreo de las actividades de aplicación de fitosanitario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.