Más problemas para Boudou: pidieron enviarlo a juicio oral por rendir viáticos «truchos»

El fiscal Jorge Di Lello le solicitó al juez Ariel Lijo que envíe a juicio al ex vicepresidente, hoy preso por la causa Ciccone. Junto a él, están acusados otros de los condenados por Ciccone y su ex secretario privado.

El ex vicepresidente Amado Boudou.

Amado Boudou está cerca de cumplir cien días preso en la cárcel de Ezeiza por la condena dictada en su contra a cinco años y diez meses por la causa Ciccone. Mientras intenta revocar esa sentencia en instancias superiores, se prepara para enfrentar un juicio por sospechas en la compra de autos a una concesionaria en el Ministerio de Economía y por la falsificación de los papeles de un auto, por el que ya había enfrentado el banquillo. Pero ahora está a punto de sumar otro juicio oral en su agenda.

El fiscal Jorge Di Lello le pidió al juez Ariel Lijo que eleve a juicio oral la causa en donde lo investigaron por peculado -malversación de fondos públicos- por la «presentación de declaraciones juradas con datos falsos y comprobantes de pago apócrifos», en la rendición de viajes cuando era ministro de Economía.El delito tiene una pena de entre dos y diez años de cárcel. 

El pedido contempla también al ex jefe de Gabinete de Economía, Guido Forcieri, y su ex secretario privado, Héctor «Cachi» Romano, ambos procesados. Forcieri también fue condenado en la causa Ciccone a la pena de dos años y medio de prisión.

«La conducta imputable a Amado Boudou, Héctor Romano y Guido Cesar Forcieri consiste en haber presentado declaraciones juradas con datos falsos y comprobantes de pago apócrifos», sostuvo el dictamen de Di Lello al que accedió Infobae. «Amado Boudou era la autoridad máxima a la que se le entregaban los «gastos eventuales» y sobre quien recaía la obligación de rendir cuentas de esos gastos», se detalló.