Juzgarán a dos hombres que se enfrentaron a los tiros con efectivos de la Sub DDI

El lunes 14 se realizará en Mar del Plata el juicio a los dos sujetos de la comunidad gitana, oriundos de Chaco, que en diciembre de 2019 intentaron estafar a una jubilada en nuestra ciudad. Uno de los imputados se encuentra prófugo de la Justicia.

Dos hombres integrantes de la comunidad gitana, quienes se encuentran acusados de haber intentado estafar a una mujer domiciliada en nuestra ciudad, empezarán a ser juzgados el venidero lunes 14 de este mes en el Juzgado Correccional N° 1 del Departamento Judicial de Mar del Plata.

Los imputados por el fiscal David Bruna del delito de “estafa en tentativa” son Jonathan Gabriel Yucherchen e Isaias Miguel. Están acusados de integrar una banda dedicada a realizar “cuentos del tío”, que también integrarían al menos otro hombre y una mujer que aún no han sido identificados.

Cabe destacar que Yucherchen se encuentra prófugo y nada ayuda a creer que aparecerá para el juicio en su contra. El hombre, al momento de ser detenido, había sido baleado por la policía y, en ese contexto, la Justicia de Garantías, a pesar de la oposición del fiscal Bruna, le concedió una morigeración en su detención y le otorgó el arresto domiciliario, para que lo cumpliera en su provincia natal del Chaco. Es en ese contexto que incumplió con la medida, se fue de la casa y desde entonces es que hay una orden de captura en su contra.

Los “cuentos del tío” son un tipo de estafa en la que una banda actúa de manera coordinada para engañar a la víctima y suelen actuar desde otras provincias: una persona llama por teléfono y otras recaudan el dinero. Justamente al haber delincuentes de otras provincias hace que la investigación se vuelva más compleja, por la competencia de cada jurisdicción.

En este caso, se puede llegar a juicio ya que los imputados de “tentativa en estafa” fueron detenidos in fraganti, gracias a un operativo de la Sub DDI que organizó, junto a la víctima, una entrega de dinero vigilada por la policía.

¿CÓMO FUERON LOS HECHOS?

El 16 de diciembre de 2019 una jubilada recibió un llamado de una joven que se hacía pasar por su nieta, dándose cuenta de que querían estafarla porque ella sólo tiene nietos.

La mujer le siguió el “juego” a la estafadora y le contó que tenía 30.000 dólares, a lo que la interlocutora le dijo que entonces irían “dos chicos” del banco para buscar la plata. “Mamá después arregla con vos, van a ir a la calle 13 y la avenida, ahí te espera Sebastián Martínez”, explicó finalmente la joven.

La víctima dio aviso a la Sub DDI de Balcarce -que se encuentra a metros de su casa-, quienes organizaron un operativo para hacer una “entrega” de dinero vigilada y poder dar con los estafadores.

De esta manera, la jubilada tomó una bolsa de cartón marrón, puso papeles en el interior y fue al encuentro de los estafadores, mientras agentes de la Sub DDI a cargo del comisario Maximiliano Blanco Río, de civil, se ubicaron en diferentes puntos de la zona para vigilar la situación. La mujer le entregó el dinero al supuesto Sebastián Martínez, que luego sería identificado como Yucherchen, y se marchó.

Cuando la jubilada ya estuvo alejada, agentes de la Sub DDI se identificaron y dieron la voz de alto para interceptar a Yucherchen, quien intentó escapar y sacó un arma de fuego del morral que llevaba. El personal policial no dudó y le disparó al hombre: la bala impactó en una pierna, le atravesó un hueso y lo derrumbó al suelo. Momento que aprovecharon para reducirlo y detenerlo.

Paralelamente, un Volkswagen Gol colorado salió a toda velocidad del lugar. Ante la sospecha, un patrullero lo persiguió por distintas calles de nuestra ciudad, pero lo perdió, no sin antes anotar la patente. En el Gol iban otros hombres, que abandonaron el auto en un almacén y pidieron un remise para ir hasta Lobería.

El detenido fue identificado como Yucherchen, un hombre de la comunidad gitana, oriundo del Chaco y con una condena por venta de estupefacientes.

La policía halló el Volkswagen Gol en el que se trasladaba el resto de la banda y, por el registro del vehículo, pudieron detener a Isaías Miguel, también de la comunidad gitana, que fue reconocido por testigos como partícipe del hecho.

Este segundo hombre también fue detenido, pero al presentarse a declarar pidió la eximición de prisión, la cual fue otorgada porque no contaba con antecedentes.

Comentarios

Dejá un comentario

Loading…

0

Sol Di Gerónimo presente en “Nosotras Movemos el Mundo”

“Día Internacional de la Mujer”: se pintará un mural y se inaugurará una muestra artística