Casi todo el cuartel local participó del operativo para sofocar un incendio que se registró en la zona de 62 y 47.

15355570_967377806699756_1548498314917972296_n
El personal afectado trabajó durante más de cuatro horas en el lugar.

Cerca de las 13:30 de este sábado, los Bomberos Voluntarios fueron alertados por un incendio que se registraba en la zona de calles 47 y 62. De inmediato un grupo de servidores públicos arribó hasta el lugar donde se encontraron con un panorama complejo: el fuego había comenzado a expandirse hasta el sector de los silos e incluso consumió por completo una fumigadora.

La posibilidad latente de que el foco ígneo afecte a una serie de propiedades que se encuentran en el lugar alertó a los agentes. A partir de allí, casi todo el personal local fue afectado a la tarea que realizaron a pocos metros del Cementerio Municipal. Al mando del Ayudante de primera, Walter Frechero, los servidores públicos lograron controlar una situación que se complicó por la acción de las fuertes ráfagas de viento.

COMENTÁ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.