Hantavirus: confirmaron un caso en Mar del Plata


El titular de Zona Sanitaria VIII, Mauricio Besteiro, informó que se trató de un trabajador de la zona rural de El Boquerón. El hombre estuvo internado en el Interzonal pero su cuadro avanzó «favorablemente».

El titular de la Zona Sanitaria VIII, Mauricio Besteiro, confirmó que existió un caso de hantavirus en Mar del Plata y que fue detectado a finales del año pasado.

“Se trató de un hombre que vive en El Boquerón, la zona rural del partido de General Pueyrredon, sobre ruta 88”, señaló el profesional en diálogo con la radio Lu6.

Según indicó, el hombre, que actualmente se encuentra en buen estado de salud y siguiendo su cuadro de manera “ambulatoria“, ingresó a la guardia del Hospital Interzonal a fines de diciembre con un cuadro “con dificultades respiratorias, fiebre, dolores musculares, náuseas y vómitos”. Una vez atendido, fue derivado al servicio de infectología del nosocomio donde por medio de una “una planilla con puntajes”, y teniendo en cuenta el lugar en donde el paciente trabajaba, “se solicitó el estudio del hantavirus que se hace en el Centro de Referencia de la localidad de Pergamino”.

“Así que sí, tuvimos un caso positivo”, confirmó Besteiro, aunque aclaró: “No es urbano y es un caso que evolucionó favorablemente. Estuvo internado un par de días en el piso de clínica médica del Hospital Interzonal, siguió su cuadro ambulatoriamente y actualmente está nuevamente trabajando y vuelve al hospital a hacerse los controles con los infectólogos”.

Besteiro también buscó llevar tranquilidad a la población al señalar que el caso local no es más que “los que habitualmente podemos encontrar dado la cepa que circula en nuestra región”.

“Hay unos diez o doce genotipos en el país, pero la que hay en nuestra región no tiene ni la virulencia ni la violencia que se da en el sur”, señaló y agregó que el contagio aquí se da del animal a la persona, mientras que en la epidemia que tuvo lugar en Epuyén, Chubut, fue de persona a persona.

De todas maneras, reconoció que la cepa que infectó a la mujer que falleció en Castelli es la misma que hay en la ciudad, pero aclaró que en estas situaciones entra en juego el estado inmunológico de los pacientes.