El entrenador, que hace dupla con Daniel Abelén en Amigos Unidos, expresó que encontró un plantel similar al que asumió en Racing, en 2013. «Quiero terminar el año bien arriba», señaló.

Fernando Galíndez dirigió su segundo partido en Amigos Unidos.

Daniel Abelén asumió a principio de año en Amigos Unidos, aunque hace unos días, luego de cinco fechas disputadas en el Torneo Oficial, sumó al cuerpo técnico a Fernando Galíndez, tricampeón con Racing, aunque con pasado en el Tricolor, donde logró dos títulos como ayudante de campo de Marcelo Gentile en las campañas 2011 y 2012.

¿Cuáles son los roles de cada uno? Daniel Abelén se encargó de explicar bien la situación. «Los roles están claros para que el jugador no se confunda. Fernando está en la parte deportiva y yo en la gerencial. Estamos juntos, que era el sueño y lo que queríamos hacer», expresó en diálogo con el deportivo de Radio Sube 101.5 que se emite de lunes a viernes a partir de las 18.

[su_pullquote]Amigos Unidos está tercer en la Zona B a un punto de los líderes[/su_pullquote]

«Sabíamos que Fernando era una opción desde el primer día, aunque por diferentes cuestiones no se dio desde un principio. El año lo empezamos bien pero empezamos a caer y fue bueno que se haya sumado al equipo. Ni bien arrancó comenzó a interactuar con los jugadores y sabía que íbamos a levantar. Me identifica mucho la forma de trabajar que tiene», agregó el Toro.

Tras seis meses inactivo, Fernando Galíndez volvió a dirigir y se mostró con mucho entusiasmo de cara a lo que viene. «No me costó aceptar cuando la propuesta viene de un amigo. Lo veníamos charlando y las ganas siempre estuvieron. Siempre fui un fiel admirador de su forma de dirigir y qué mejor manera que ahora estar con él. Fue más allá de lo económico, tenía ganas de trabajar»

Fernando Galíndez agarra un plantel golpeado, que viene de descender a la Zona B y que no comenzó con buen píe en el 2017, una situación similar a la que vivió cuando asumió en Racing, donde la Academia venía de perder dos campeonatos de forma consecutivas con el elenco tricolor.

«Es un desafío similar al que tuve en Racing. Lo de Amigos Unidos era desafiante por ese tema, que viene de descender. La idea es clasificar a los play off y después buscar la final. Soy bastante obsesivo y quiero terminar el año bien arriba», agregó.

«Me encontré con un club cambiado, muy renovado desde que me fui, con muchos profesores en las divisiones inferiores y herramientas para trabajar con comodidad. Creció mucho y me alegra por el fútbol balcarceño», cerró.

COMENTÁ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.