El delantero no ocultó su satisfacción por el título obtenido en el Torneo Oficial y dijo que para la revancha ante Racing se trabajó mucho en lo psicológico. «Teníamos que ser cautos», expresó.

Guillermo Vargas festeja el 2-1 ante Racing.
Guillermo Vargas festeja el 2-1 ante Racing.

Sin lugar a dudas fue el mejor jugador del Torneo Oficial 2016. Apareciendo en momentos críticos, cuando su equipo más lo necesitaba, Guillermo Vargas fue importantísimo en San Manuel, que doblegó a Racing en los penales y gritó campeón en Balcarce.

Más allá del nivel del equipo lo de delantero fue muy bueno, siendo fundamental en la faceta ofensiva, más allá sus goles (24 goles en 24 partidos). Se acopló bien a Matías Torres y formaron una gran dupla, combinando experiencia, juventud, velocidad, desequilibrio y buen juego aéreo.

Vargas sabía que San Manuel, pase lo que pase, no debía desesperarse. «Lo hablamos en el entretiempo. Sabíamos que si las cosas no se daban no había que enloquecerse. En la ida pasó lo mismo. Empezaron ellos arriba, lo dimos vuelta y tuvimos la posibilidad de ampliar. Si bien sufrimos sobre el final, porque Racing nos tuvo en un arco, supimos aguantar y definir en los penales», expresó el goleador en el deportivo de Radio Sube 101.5 , que se emite de lunes a viernes a las 19.

[su_pullquote]Guillermo Vargas anotó 24 goles en 24 partidos en el Oficial 2016.[/su_pullquote]

«Racing es un gran equipo. Pero nosotros teníamos lo nuestro. Hay chicos que vienen trabajando en el club hace mucho y la verdad que son casi hombres, aunque no nos olvidamos que apenas tienen 16 años. Los de Tandil se acoplaron bien y formamos un gran plantel», agregó.

«Después del partido de ida (2-3) trabajamos mucho en lo psicológico más que en lo físico. Había que trabajar la cabeza al 100%, no estabamos lejos del nivel de Racing. Ellos nos habían dejado con vida, pese a que planificamos el partido de ida de forma excelente. Es una alegría enorme. Ha sido un año muy desgastante y terminarlo así la verdad que es muy bueno», finalizó el Pata.

COMENTÁ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.