Evalúan posible acuerdo en causa por ataque sexual en el camping El Durazno

El juicio por jurados a tres jóvenes por el abuso sexual de una menor en un camping se celebrará el año próximo. Aunque en los últimos días circuló una versión de un posible acuerdo entre las partes.


Los defensores de los tres imputados de abusar sexualmente de una menor de edad en un camping miramarense y la fiscalía interviniente no verían mal evaluar un acuerdo de juicio abreviado para lograr un dictamen de culpabilidad y eludir el trajín de un debate.

El rumor de un posible trato trascendió en los últimos días en Tribunales y desde la oficina de la fiscal Florencia Salas surgió una respuesta positiva.

Vale recordar que la causa que tiene como imputados a Tomás Agustín Jaime, Lucas Pitman y Juan Cruz Villalba fue elevada a juicio y que, por pedido de ellos (a través de sus abogados) se realizará ante un jurado popular, con la presidencia del juez Fabián Riquert.

En caso de llegarse a un acuerdo para la suspensión del juicio, ambas partes tendrían que ceder algo: los imputados su búsqueda de absolución y admitir culpabilidad, y la fiscalía y la víctima la variación en la figura jurídica. Pudo saberse que en el trato los jóvenes aceptarían el cargo de “estupro” y algún tipo de reparación de daño (dinero).

La posibilidad de un juicio abreviado en casos de agresión sexual siempre es saludable en especial para las víctimas, que evitan de esa manera un escenario de recreación de los hechos.

En referencia a lo sucedido en el camping El Durazno se agrega un componente de ambigüedad técnica al que las defensas se aferrarían y podría producirse un debate áspero y estresante. Mucho más para el entorno de la menor.

Para que el juicio abreviado sea puesto a consideración del Tribunal Oral N°3 las tres partes (defensa, víctima y fiscalía) deben acordar en todos los aspectos. Por lo pronto, el abogado de la familia de la menor Maximiliano Orsini presentó un planteo de inconstitucional del juicio por jurados que debe resolver el tribunal. Y al mismo tiempo habría mantenido charlas con los padres de la adolescente sin una respuesta concluyente: el padre y la madre pensarían distinto.

Si llegara a resolverse esa diferencia, el juicio abreviado sería una realidad.

Aquel de Año Nuevo

En la madrugada de Año Nuevo, una menor de 14 años que estaba en el camping El Durazno de Miramar se ausentó y sus padres, preocupados, salieron a buscarla. Fue su madre quien la encontró dentro de una carpa junto a al menos dos jóvenes.

El grupo de cinco amigos que integraban Pitman, Villalba y Jaime también habían llegado a despedir el 2018 y algunos de ellos usaron la camioneta Traffic para dormir y otros la carpa.

La fiscal Salas tomó la denuncia de la familia de la menor y, aunque en un principio se produjeron idas y vueltas en el relato -propio de una situación extrema-, avanzó con la detención de los cinco amigos, jóvenes con edades entre los 21 y los 23 años.

El testimonio de la menor en Cámara Gesell, los estudios de peritos médicos y psicológicos, y las declaraciones de los imputados decantó en que la prisión preventiva solo se solicitara para Pitman, Villalba y Jaime, quienes en la actualidad continúan el proceso con arresto domiciliario.

Fuente: La Capital

Pasajeros de un crucero fueron sorprendidos por una tormenta que los sacudió

“Te están robando”, el grito de una vecina que permitió esclarecer un robo