El anestesista Gerardo Billiris fue condenado a 14 años de prisión

Fue encontrado culpable de tentativa de femicidio contra María Belén Torres, una chica a la que había conocido a través de una red social. Juan Martín Mercado recibió una pena de seis.

El anestesista Gerardo Billiris, acusado de tentativa de femicidio, abuso sexual agravado y suministro de drogas contra María Belén Torres -una chica a la que había conocido a través de una red social-, fue condenado a 14 años de prisión e inhabilitado para ejercer la medicina por diez. El relacionista público Juan Martín Mercado recibió una pena de seis y Christopher Rosenthal, que también estaba acusado, fue absuelto.

«Esperaba una pena mayor a 20 años, no estoy conforme», aseguró Rubén, el padre de Belén Torres. Billiris tenía un pedido en su contra de 28 años de prisión por parte del fiscal Marcelo Colombo, que consideró que los hechos fueron cometidos en el marco de una «notable desigualdad de posición entre el victimario y las víctimas», y que esa desigualdad se encuentra «atravesada por la subestimación al rol de la mujer». Por su parte, Fernando Burlando, abogado querellante, había solicitado una pena de 50 años.

«Quiso violarme, no lo consiguió y fue a matarme«, dijo la joven en la previa, que dejó en claro que no cree que Billiris -que la atacó en 2017- esté «arrepentido» de lo que hizo, como lo manifestó el acusado ante la Justicia. «El abogado de Billiris (Ramón Abrigos) dijo que su cliente no se acuerda qué hizo en ese momento. Me gustaría darle una foto para que se acuerde cómo me dejó, a ver cómo le explica eso a su hija el día de mañana», afirmó.

Billiris estaba acusado también por otro caso, que ocurrió en 2012. Una joven modelo lo denunció por haberla violado y drogado junto al relacionista público Juan Martín Mercado (sentenciado a seis años), que también estuvo sentado en el banquillo. Christopher Rosenthal, por su parte, fue absuelto.

En tanto, cerca del mediodía de este jueves, el anestesista hizo uso de sus últimas palabras antes de conocer la decisión de la Justicia. «Yo nunca quise hacer lo que hice», manifestó Billiris, y añadió: «Quiero terminar con las drogas, ser la persona que fui y sobre todo poder criar a mi hija».