Cristina Kirchner y Sergio Berni se comunicaron 31 veces tras la muerte de Alberto Nisman

Los diálogos entre la ex presidenta y su secretario e Seguridad empezaron más de dos horas después del hallazgo del cuerpo y siguieron hasta la tarde.

En la medianoche del lunes 19 de enero de 2015, a poco de que encontraran muerto al fiscal del caso AMIA Alberto Nisman en su departamento de Puerto Madero, empezó un intenso intercambio de llamadas entre la entonces presidenta Cristina Kirchner y su secretario de Seguridad Sergio Berni.

Las comunicaciones empezaron a las 00.36 y terminaron a las 16.07, por lo que se produjeron durante un lapso de 15 horas. Los resultados surgieron de un entrecruzamiento de llamadas que terminó a fines de mayo.

En total fueron 22 llamadas de teléfono y ocho mensajes de texto que Berni les envió a los celulares de Mariano Cabral y Pablo Barreiro, los secretarios privados de Cristina. En tanto que recibió el funcionario recibió una llamada desde el conmutador de la residencia oficial de Olivos.

Berni declaró ante la Justicia que se comunicó dos veces con Cristina durante la madrugada que se detectó que el fiscal estaba muerto. Una mientras viajaba a Puerto Madero -fue uno de los que estuvo en la escena del crimen- y la otra cuando confirmó en el lugar que el fiscal había perdido la vida.

Habló durante toda la madrugada con Cristina. Previo a las 6.30 la ex presidenta lo llamó cinco veces y le envió tres mensajes, en tanto que el ex secretario de Seguridad se comunicó con ella cuatro veces.

Los diálogos siguieron hasta la tarde, con 19 llamadas y mensajes. Las comunicaciones se interrumpieron a las 3.38 y se reanudaron a las 6.29, con dos mensajes de texto de la ex mandataria. Mientras que a las 7.16 se produjo otra llamada, también de Cristina, consigna Clarín.

Las omisiones de Berni en su declaración no fueron la única contradicción del caso, ya que cuando Cristina habló por cadena nacional sobre la muerte de Nisman dijo que se enteró de la noticia por la entonces ministra de Seguridad Cecilia Rodríguez. Que, a su vez, ratificó esta versión ante la Justicia y que la ex presidenta le dijo: «¿Me estás jodiendo?».