Cristina Kirchner regresa de Cuba y deberá declarar en el juicio por corrupción en la obra pública

La vicepresidente electa viajó a La Habana para acompañar a su hija Florencia en su tratamiento médico.


Tras permanecer diez días en Cuba acompañando a su hija Florencia, quien se encuentra bajo tratamiento médico, la vicepresidente electa, Cristina Kirchner, regresa este lunes a la Argentina y se prepara para declarar en el juicio por corrupción en la obra pública.

Cuando falta solo un mes para que asuma su cargo, la senadora deberá volver a los Tribunales Federales de Comodoro Py para presenciar una audiencia ante el tribunal que la juzga a ella y a exfuncionarios entre 2003 y 2015, como Julio De Vido, y el dueño de Austral Construcciones, Lázaro Báez, por corrupción en las obras viales de la provincia de Santa Cruz.

Primero será el turno de Mauricio Collareda, exjefe del distrito Santa Cruz de la Dirección Nacional de Vialidad (DNV), y Juan Carlos Villafañe, expresidente de la Administración General de Vialidad de Santa Cruz. Los exfuncionarios, deberán presentarse este lunes como y tienen derecho a no declarar.

Luego será e turno de Cristina Kirchner. Esto podría suceder en la próxima audiencia, programada para el lunes 18 de noviembre, ante el Tribunal Oral Federal (TOF) 2. En la siguiente, la del 25 de ese mes, hablaría Báez, según adelantaron sus abogados.

El juicio comenzó el 21 de mayo luego de que el juez federal porteño, Julián Ercolini, diera por terminada la investigación. Para el magistrado, los imputados formaron parte de una asociación ilícita entre el 8 de mayo del año 2003 y el 9 de diciembre de 2015 para apoderarse de forma deliberada de los fondos asignados a la obra pública vial.

La investigación comenzó a partir de la denuncia del exdirector de la Dirección Nacional de Vialidad , Javier Iguacel, que acusó a la expresidenta de ser la jefa de esa asociación ilícita que le entregó a las empresas de Báez más de 50 obras en rutas de Santa Cruz por $46.000 millones. Según las pericias contables ordenadas por el juez, tuvieron 15% de sobreprecios. Los imputados pueden defenderse en las audiencias ante el tribunal.

Durante su estadía en Cuba, la séptima desde que Florencia realiza un tratamiento médico, Cristina solo interrumpió su viaje para celebrar la excarcelación del presidente de Brasil, Lula da Silva, del que se hizo amigo cuando los dos fueron jefes de Estado.

Evo Morales denunció que hay “una orden de aprehensión ilegal” en su contra

WhatsApp lanzó una nueva función para las pymes de todo el mundo