El director del hospital municipal “San Vicente de Paul”, Jorge Rodríguez, habló luego de confirmarse el sexto contagio por coronavirus en el partido en los últimos 20 días. Las autoridades dieron marcha atrás con las salidas recreativas.


(0223 – MAR DEL PLATA) Se viven días de dificultades y preocupación en Chascomús en torno al avance de la pandemia generada por el nuevo coronavirus, luego de la confirmación este martes del sexto caso de covid-19 en el distrito.

Tras la detección del primer positivo por la nueva enfermedad el 1 de mayo pasado, hubo un caso más a la semana siguiente y otros tres en un solo día, registrados el último sábado. De este modo, son seis los contagios confirmados en menos de tres semanas, uno de ellos en el hogar de ancianos de la ciudad, donde se activaron diversos protocolos de aislamiento ya que el residente contagiado llegó a atenderse en el hospital municipal.

En cuanto a la capacidad de respuesta ante un brote de coronavirus en el distrito, el director del Hospital “San Vicente de Paul”, Jorge Rodríguez, afirmó que la institución “está preparada y que tiene todos los elementos de protección necesarios” pero, a su vez, reconoció: “Por supuesto que puede colapsar como cualquier hospital zonal o regional y esperamos que si un vecino se enferma, pueda ser bien cuidado y resolver su situación”, deseó.

“Contamos con profesionales calificados y entrenados pero esto es día a día y, por supuesto, todos los que trabajamos en salud estamos preocupados por esta situación porque también tenemos familia e hijos”, agregó el profesional.

Además de proceder con la cancelación de los permisos de salidas transitorias en la población, las autoridades decidieron suspender la atención en los consultorios externos en el hospital con la finalidad de preservar al personal y a quienes deben atenderse por emergencias.

En ese marco, Rodríguez remarcó que sólo se atenderán urgencias y se limitará el resto de los trabajos, dado que personal de asistencia y de administración permanece bajo control o en aislamiento preventivo por haber tenido contacto estrecho con los casos confirmados.

“Nuestro hospital es el único centro público de salud de la ciudad por lo que no puede dejar de atender y para eso hay entrenamiento y asistencia las 24 horas del día, especialmente desde la guardia, que es donde se evalúa a cada paciente que llega”, señaló el director del centro de salud público.

“No estamos trabajando de manera diferente al resto de los hospitales. En La Plata tuvieron que cerrar servicios enteros porque un paciente dio positivo después de varios días de internación. Por eso es importantísimo reconocer síntomas, tanto para el personal de salud como para toda la población y no podemos ser muy concluyentes en determinar si un caso es negativo o no desde su ingreso porque puede estar en una etapa en la que aún no tenga síntomas”, concluyó Rodríguez.