Coronavirus: casi la mitad de los presos de Batán pidieron salir del penal

En dos meses hubo más de 450 solicitudes. Alberto Fernández anunció que se construirá una unidad sanitaria: «El hacinamiento es inhumano».


(LA CAPITAL – MAR DEL PLATA) “Tener en las cárceles personas en situación de riesgo y que el Estado no reaccione es inhumano”, dijo el presidente Alberto Fernández este martes durante un acto en La Plata.

El máximo mandatario retomó la polémica por las condiciones de detención de los reclusos junto a Axel Kicillof e intendentes bonaerenses. “Encarcelar a todos y no construir prisiones no tiene sentido, es todo marketing”, subrayó en referencia al gobierno de Mauricio Macri.

Y por primera vez, a casi dos meses de iniciados los cuestionamientos por las liberaciones o los pedidos de prisión domiciliaria de reclusos en el marco de la pandemia, que el Gobierno (Poder Ejecutivo / Legislativo) no le tiró la pelota a la Justicia, el tercer poder del Estado.

Tras consultar fuentes de los dos juzgados de Ejecución Penal de Mar del Plata, los pedidos de prisión domiciliaria y/o libertad asistida o condicional por parte de los reclusos del penal de Batán ya son más de 450: es decir, casi la mitad de las personas que están alojadas en la Unidad Penitenciaria Nº 15 efectuaron presentaciones para que se revea su situación luego de declarada la pandemia del coronavirus.

Si bien los jueces que deben fallar al respecto normalmente reciben este tipo de solicitudes en condiciones normales, y no todas las recientes están justificadas en el temor al contagio del Covid-19, los informantes manifestaron que el número se incrementó en forma asombrosa y, lógicamente, lo adjudican a dicha situación sanitaria.

Aproximadamente, desde el 20 de marzo hasta hoy en el Juzgado de Ejecución Penal Nº 1 se recibieron 250 pedidos de este tipo por parte de los reclusos, mientras que en el Juzgado Nº 2 hay alrededor de 200. “Son entre 5 y 10 por día de promedio desde que empezó la pandemia, y la mayoría de ellos tienen al coronavirus como principal justificativo. Después, hay que analizar cuáles tienen fundamentos real en materia de salud y cuáles no”, explicó uno de los informantes.

Los Bomberos Voluntarios ultiman detalles para la elección de «la mascota del cuartel»

El Gobierno analiza permitir un regreso «escalonado» a las aulas